Merck

Calcogenuros

Imagen de un vidrio de calcogenuro bidimensional sostenido en posición vertical por una mano enguantada para mostrar el recubrimiento.

Los calcogenuros son materiales que contienen uno o más elementos calcógenos, normalmente sulfuros, selenuros y telururos (S, Se, Te). Los calcogenuros son compuestos binarios que constan al menos de un anión calcógeno y un elemento electropositivo añadido, mientras que los dicalcogenuros contienen dos calcógenos diferentes. Estos materiales, disponibles en formas amorfa, cristalina y nanocristalina, destacan por sus propiedades electrónicas, ópticas y semiconductoras superiores. Tanto si su investigación se centra en sensores, optoelectrónica, fotovoltaica o aplicaciones biomédicas, ofrecemos una variedad de grados y purezas de compuestos para adaptarse de forma óptima a sus requisitos.


Bibliografía de productos relacionados

Nanomateriales para la bioelectrónica emergente

Nanotecnología en
la interfaz bioelectrónica

Más información...


Productos


Calcogenuros y dicalcogenuros de metales de transición

Los calcogenuros de metes de transición (TMC) son materiales ultrafinos con propiedades electrónicas y optoelectrónicas ajustables, huecos de banda indirectos y mayor estabilidad. Los TMC son semiconductores del tipo MX, mientras que los dicalcogenuros de metales de transición (TMDC o TMD) son del tipo MX2 en los que M es un metal de transición y X es un átomo de calcógeno. Estos materiales bidimensionales (2D) tienen un espacio de banda electrónico que los hace útiles en una amplia gama de campos, como las baterías, las células solares, la electrónica flexible, la fibra óptica, el almacenamiento de energía y la catálisis. Ofrecemos MDC 2D similares al grafeno, como el disulfuro de molibdeno (MoS2) y el disulfuro de volframio (WS2), para aplicaciones en transistores de efecto de campo (FET) y propiedades de fotoluminiscencia en monocapa para películas finas.

Puntos cuánticos de calcogenuros

Los puntos cuánticos de calcogenuros son nanopartículas semiconductoras con excelentes efectos de confinamiento cuántico, relación superficie-volumen, solubilidad, efectos de borde, fotoluminiscencia sintonizable y propiedades fluorescentes. Ofrecemos puntos cuánticos de disulfuro de molibdeno (MoS2) y de disulfuro de volframio (WS2) de gran calidad, fácil funcionalización y mayor fotoestabilidad. Estos materiales imparten una nueva dimensión a las nanoláminas bidimensionales convencionales, lo que permite aplicaciones en energía, baterías y obtención de imágenes.